sábado, 27 de octubre de 2018

Me gusta...

Tener pocas visitas ...

Se nota todo más...

Hoy he entrado en el contador ... y veo que ayer se disparon...relativamente...

Si no he escrito? 

Qué ha pasado?

Voy al contador... veo que alguien se está leyendo el 2007 y 2008...

Cuando todavía vivía en la city...

Cuando todavía no sabía que quería vivir en Madrid...

Recién aterrizada en el periódico de mi city (la única vez que mis padres estuvieron orgullosos de mi)...

No duraría...

No me veía...

No me sentía...

Miraba al futuro y no me imaginaba allí...
para siempre. 

Cualquiera pensaría que fue una decisión equivocada, había llegado... ahora llevaría 10 años currando en la "mejor" empresa de la city. Esa que te da prestigio. Ya tendría, seguramente, mi casa pagada y un nombre y renombre. Sería una mujer de bien. Pero... no era para mí...

Tarde tres meses en encontrar otro trabajo, que tampoco duraría... nueve meses en saber que el futuro era Madrid.

Empecé ese año (2008) sin saber que estaba a punto de ocurrir(se)me lo más inesperado...  as usual. Me gustan esos giros inesperados de guión , lo que más. 

Han pasado diez años...

Apenas he cambiado...

Apenas he aprendido...

Sigo siendo yo... o he vuelto a ser yo...

Más de lo segundo que de lo primero...

He estado varias veces en esa situación de ... "y ahora qué?" 

Sí...

Esperando (sin saberlo o sabiéndolo) que algo o alguien me hiciera correr en la dirección contraria al viento..., otro giro inesperado de guión? Parecía que "ya no" pero era un "esta vez sí"

A. la vez deseando (sin saberlo o sabiéndolo) , confieso... dejarme llevar por el viento a favor...

Otro giro inesperado? Uf, que pereza... si es que al final siempre es para nada... 

Será mi karma... mi naturaleza, mi destino... mi talento, mi súper poder...

El equilibrio, La Paz, la calma tras la tormenta...

Lo busco y lo encuentro sabiéndolo o sin saberlo...

Como un pendulo. Como esos juegos anti-estres tan estresantes  en los que una bola golea a otras armoniosamente hasta que deja de hacerlo. 

He pesnsado por un momento entrar a leer a esa yo del 2007-2008 pero... bah, al final he decidido pasar...

Una cosa es creer que sigo dando vueltas a la misma manzana, como quien perdió algo en un lugar concreto del camino y vuelve allí, una y otra vez repasando una y otra vez cada palmo de la acera sin encontrarlo (a pesar de todo o precisamente por todo) y otra cosa es constatarlo...

Estos días he descubierto el Twitter de mi  sobrina (no he tenido que investigar mucho, la verdad, esa manía de los millenials de tuitear con su nombre y apellidos, oiga)  ...

La leo y me siento muy identificada... con sus dudas existenciales, normales a su edad , no tanto a la mía...(ella tiene 18, yo 42... los 43 ha asoman...)

No avanzamos, oiga...

Y no me parece del todo mal...

Y ese, precisamente, sea el problema...

Pd. Releyendo pienso que mi madre, mi hermana, un observador imparcial diría que estos 10 años han servido para desengañarme... Madrid no era la solución a nada ni a todo... lo mío...

Eso sería lo que diría un observador imparcial pero yo sigo creyendo (engañándome). Recorro muchos días (casi todos) esta ciudad pensando pero : "Madrid, para qué o por qué?" 

Me respondo... es que yo sigo creyendo y confiando... en los giros inesperados de guión... 

En la city no tendría esa ilusión...

No, lo sé. 

La city sería... la aceptación de la nada forever. Podría con ello, sí. 

Conseguiría convencerme de que de todas formas no iba a ser en ningún lugar. Los giros inesperados de guión al final son eso, tramas absurdas que entretienen un rato pero poco más.

Pocas veces valen la pena. Sí, la pena. 

A los hechos me remito. 

Pero aquí sigo. 

Qué cosas ...



domingo, 21 de octubre de 2018

Siempre se me olvida...

Las mejores cosas de la vida son esas que ni te esperas...

Ocurren...

Y sin embargo...

Miras atrás...

Y piensas...

En realidad es lo justo...

Cada paso que sí y que no , me trajo aquí...

Cada decisión...difícil ... pero coherente...y consensuada conmigo misma... 

Cada cruce de caminos... en el sí, estaba tan sola... que por haber no había ni ruido.

Era para y por esto...

Lo notas, lo sientes interiormente...

Todo está bien...

Es así. Era así. Lo hice bien. 

Esto es solo una señal... un vaso de agua , un oasis, el puesto de avituallamiento...

En medio de este eterno maratón... 

La coherencia. Los valores. Los sacrificios. Las decisiones. Las apuestas.  Las esperas...

Al final... se cobran. Todas juntas y de golpe parece ser.

Nunca pude llegar ni a imaginarlo. 

Y eso es lo más "magico"

Madre mía, la vida y esos giros inesperados de guión. 

Que de vueltas da la vida, madre mía! ... 

Ya te lo digo yo...

Hoy vuelvo a confiar en la vida, en la suerte, en los dioses, en el destino, en los caminos , en los relevos, en los Angeles de la guarda, en casi todo, oiga. 






sábado, 20 de octubre de 2018

La historia de mi vida...

Pido que me escriba una anónima y me escribe ( en el otro blog) un coachee...

Lo tenía abandonado (al otro blog), la verdad...

Con el rollo de subir a la city, ser buena hija y demás... me había descentrado del coaching. Sí, confieso.

Pensaba dejarlo ir...

Todavía sigo con (más) practicas...

Todavía sigo quedando y haciendo proyectos con mis ex-compis...

Pero lo de monetizarlo habia pensado que no me iba a compensar... 

Yo soñaba con directivas interesantes y acabé con mandos (con O) intermedios con vidas normales.

Solo he tenido dos coachees (mujeres) y tampoco me ha interesado en exceso su perfil, la verdad...

Ya digo, pensaba dejarlo ir como algo que estuvo bien y cumplió su función. Supongo que ha ayudado a que la vuelta a casa no haya sigo nada traumática. Me ha dado esa paz, esa distancia, esa consciencia siempre necesaria.

Aunque no, no me ha ayudado a fijarme un objetivo y conseguirlo...

Básicamente porque mi karma no funciona así...

Mi karma consiste en que cuando paso de algo, ocurre mágicamente. Pero mientras lo intentó y me dedico y me lo curro pues nada, oiga.

Hoy, una vez más, ha quedado demostrado. 

Pido que me escriba una anónima para regar un poco mi vida personal y se enciende una bombilla en otra parcela de mi vida, totalmente alejada de lo que yo quería, ahora. Me ha escrito un directivo (con O) para tener sesión (de momento solo es la primera gratuita, ejem, veremos si después está interesado en pagarme. Yo, gratis, esto del coaching ya no lo hago. No!) 

Para compensar el yin y el yang, la anónima no me ha escrito (pero sí ha leído el post) 

A buen entendedor... ninguna palabra basta. 

Pues a otra cosa, oiga. 

Si la vida te da coachees ... habrá que hacer limonada. 



viernes, 19 de octubre de 2018

Pide y se te concederá...

decía mi coach que no sé pedir... que me cuesta... bueno, en realidad lo decía yo... no suelo pedir... prefiero que surja, que ocurra, provocarlo como una consecuencia natural.... como fruto de la magia divina...

no, en ese momento, no me refería a temas de pareja y similares...

bueno, la verdad es que cuando he pedido algo siempre se me ha dicho que NO .... así que.. .mira... la vida te va enseñando... supongo... y vas aprendiendo que sí o que no... naturalmente...

el caso es que mi coach también decía (decíamos) aquello de... si quieres resultados diferentes , intenta cosa diferentes...

ups, y todo esto a que venía....

ya me he ido?

el caso es que tengo una petición que hacer.... (por si no había quedado clara, ejem)....

quiero que me escriba o se manifieste mi anónima del último post ....

ella no lo sabe... pero la tengo hipercontrolada desde hace ¿años? (yo tampoco lo sabía o si lo sabía lo había olvidado)

desde hace ¿años?... cada vez que me ha dejado un comentario he ido al contador y he visto... que era ... otra vez... la del orange del centro de madrid...

siempre he esperado más, claro....

pero nunca ha ocurrido...

durante un tiempo pensé que era una ex....

(por eso la ubico en el tiempo ... hace años)

pero... después me crucé con ella (con la ex) y le pregunté... y me dijo ... que no... que ella no era, no eres tú ? me relamí pensando que ahí fuera hay "alguien", estaba tan absolutamente segura de que era ella.... (quiero creerla...si me dice que no es que no )

lo olvidé... hasta el siguiente comentario....

y volví a olvidarlo... hasta el siguiente....

y mi coach me decía... a ver... qué estás haciendo para conocer a alguien, para salir de esa zona de confort tan poco confortable....

y yo le decía... pues mira... estoy viviendo, sin más...

ocurrirá, llegará...sin más...

no me gusta provocarlo... perseguir(las)

a mi lo que siempre me ha funcionado (aunque un poco de aquella manera) ha sido el blog....

escribes un post y por lo que sea alguien deja un comentario, escribe un mail... y todo vuelve a empezar...

es tan divertido!

cuando ocurre....

que nada puede competir con ello...

no, ni el wapa, ni la vida real, ni nada me ha funcionado como el blog... supongo que te conoces desde un lugar diferente (que no necesariamente es un lugar mejor), eso hace que todo sea ... diferente, raro, especial (cuando sale bien y cuando sale mal)

pero bueno, ahora ya, le decía yo a mi coach, no tengo casi blog... tengo unas 30 visitas... y escribo menos de un post al mes... no me sale (bea ha muerto, españolas)....

y no me parece mal...tener 30 visitas (importa la calidad , no la cantidad), y no me parece mal que bea haya muerto... las otras veces no funcionó porque la gente le escribía a bea, quedaba con bea, esperaba a bea... y BEA NO EXISTE!

Ahora, quiero creer que sería distinto....no sé...

El caso es que... llevo unos días (desde su último comentario) esperando ese mail que no llega....

joer....

pensando... ¿se lo estará pensando? o ni de coña....

se me olvidará (no sufráis) pero.... antes de que se me olvide... quiero hacer una petición....

me escribes, pls?

me cuentas lo que sea....

si nos conocemos....

quién eres?

a qué dedicas el tiempo libre?

algo que me ayude a entender por qué siempre que has comentado desde hace ¿años? he ido al contador a ver quién era y .... eras otra vez tú...

una palabra tuya bastará para sanarme...

sábado, 13 de octubre de 2018

Otra vez, más...

Siempre se repite la misma historia, que diria aquel...

He conocido a alguien que me atrae ...

Si.

Lo supe desde el minuto uno (y todo lo que pasó después no hizo más que confirmar lo que ya sabia) 

Ni acercarme... pensé...

Ella decidió que eso lo decidiría ella...

Y se acercó...

Y me aparté...

Y se siguió acercando e insistiendo...

Claro...

Su deseo de agradar, su necesidad insuperable de conquistar...a toda aquella que no se deja conquistar... qué pasa, que evita, que lucha contra la atracción...

A ella no la atraigo yo, la atrae la situación... 

He estado tantas veces aqui, con ella...con otro nombre, otro cuerpo pero sigue siendo ella...

El destino nos colocó, nos obligó a sentarnos frente a frente...

Me divirtió, la situación, el destino, los dioses jugando a los dados, retando.. me

Me dejé divertir, si claro...

Traspase algunas líneas. Dejé que me viera. Que conociera esa parte de mi que no suele conocer mi hetero-mundo. 

No habia peligro...

Nada que perder...

Quería ganar...

Era un juego, sin más...

Que divertido! 

Sentir de nuevo la vida, la emoción, la atracción, el juego, la lucha, su interés, mi conquista. 

Por qué no? 

Conocemos (conozco) los límites...

No vamos (voy) a traspasarlos...

Llegamos al final de los encuentros...

Dejarnos ir... pensando (yo) que mejor así . Fue divertido comprobar que todavía sí, estoy viva...

Dejarnos algo pendiente que seguramente nunca retomaríamos... la ficción del ya si eso... 

Seguir viéndonos en cosas de grupo... hacer grupo, nunca a solas... al principio pegadita a mi ... 

Últimamente absolutamente distante, evitando cualquier contacto... evitando lo que el destino, las fuerzas de atracción y los dioses provocaban...

Una silla vacía... a mi lado que no era ocupada ... por ella...

Una foto de grupo en la que en el último momento cambiaba de ubicación...

Una charla, un paseo.. en grupo en el que evitar colocarse a mi altura...

Que le pasa? 

Bueno, es igual... 

Sin más...

Se habrá aburrido del tema...

Mejor así...

El miércoles, un mensaje de whatsapp inesperado,  me pide una info que ya tenía... suena a excusa, a lucha interior resuelta,  me pide retormar lo que dejamos pendiente, no tengo prisa le digo, te he visto muy liada, como siempre, yo estoy bien sin más...

Me dice que para mí siempre tiene hueco. "Contigo aprendí" , dice...

No te hagas de rogar , me dice...

No contesto... 

Tres días repitiéndome a mí misma , te estás montando una película que es cosa fina... todo esto es totalmente normal , no hay ninguna atracción (por su parte). Seguro que hay una explicación normal. No flipes, Colega... que se te va mucho...

Retomo? 

Uf... 








lunes, 24 de septiembre de 2018

nota mental

cafe
leche
patatas fritas
pan
cervezas
regalices

y creo que ya.

ay, y donuts

sábado, 22 de septiembre de 2018

Después de la tempestad...

El El 1 de junio mi casera me llamó para decirme que su hija necesitaba "mi piso"...

Desde ese momento, los acontecimientos no dejaron de sucederse...

Una operación de mi padre...que al final no se hizo...

Una rotura de cadera de mi madre que se complicó por la edad...

Visitas y estancias sucesivas en la city... la última de cinco semanas...

Mientras tanto... visitar pisos, descartarlos... 

Organizar una mudanza de una casa que era mi hogar después de tres años... (En realidad eran 5, en dos tandas) 

La Bolsa cayendo aunque era lo de menos...

Resolver lo del coaching más o menos, tirando de profesionalidad y poco más...

Gastarse todos los días. Los de enfermedad y hospitalización, los de vacaciones, los asuntos propios...

Volver a dormir en una cama de 90... 

Sobrevivir al verano...pensando que en setiembre todo se arreglaría...

Que la vida dejaría de ser una carrera de obstáculos, una yinkana en la que todo se complicaba... todo lo que podía ir mal, iba. 

Llegar a setiembre y recuperar la calma... retomar la vida en Madrid como si fuera un maratón (que deberías abandonar, lleva a algún lugar en realidad. Para que seguir corriendo? No sería mejor dejarlo estar? Después de 10 años (que quizá son , en realidad 42,  no se vislumbra esa meta tantas veces soñada. Imaginada, contada) 

Comprobar eso sí que todo vuelve a estar en su sitio, mejor que nunca (quizá). Mirada desde un punto de vista objetivo. 

Recuperada la hija buena que había dejado de ser y para que la fui criada y concebida... 

Decidido que, de momento, viajaré un fin de semana al mes... mientras mi madre no esté recuperada del todo. 

Ya instalada en mi nueva casa, que no es un hogar ni pretende serlo. Este edificio me representa (más que el anterior). A las 7:30 el ascensor se peta, lleno de gente que va a trabajar, solos, este edificio es un edificio de solos, gente en transición, se nos nota...  es un edificio "friends" se me ocurre. Piso de apartamentos  En El Centro de la ciudad ocupado por gente pendiente de destino. Me representa, si. Me recuerda... que esto es una etapa que dura demasiado (toda la vida, en realidad). La otra casa, el otro edificio, estaba lleno de gente que había llegado a su destino. Viudas,  solteronas de buena familia... gente de toda la vida del
Barrio. No me representaba aunque yo no lo sabía. Me había adaptado. Me dejé llevar...

Ahora, después de tres meses... por fin, me levanto un sábado por la mañana, pongo una lavadora, recibo al técnico de vodafone (que sigue sin conseguir instalarme la fibra) , tengo la nevera llena de víveres...y no tengo una mudanza que hacer ni una despensa que vaciar.

Actualizo mi excel con mis inversiones y me sale positivo (otra vez , por fin) . Esto será lo que me lleve de Madrid. Me parece justo. Es a lo que más tiempo (y dinero) he dedicado en Madrid. 

Llamo a mi familia y todo progresa adecuadamente, lento pero seguro, escucho la felicidad , la alegría al otro lado del teléfono. Todo está bien. No me importa ser consciente de que el motivo de la alegría no soy yo. Que más da! 

Todo es previsible , otra vez.

Todo está bien. 

Disfruto ese tener la bandeja de entrada
Vacía.... nadie me espera y a nadie espero... 

Seguramente no siga con lo del coaching. Tengo tres procesos abiertos y voy a cerrarlos lo más profesionalmente que pueda, pero... prefiero centrarme en La Bolsa... y en mi trabajo... ya no me
Divierte, no sé de quién es la culpa, de ellos (mis coachee de ahora que no me interesan demasiado) o yo... que más da!  

De momento, toca parar. 

Mi objetivo , después de cuatro años, es presentar los méritos en mi empresa en la consolidación de empleo y ver dónde termino.  (ya los he recopilado, tengo títulos y cursos que ni me acordaba y puntúan la leche, más que los que sí recuerdo) . Es el siguiente paso natural. Lo que me llevara objetivamente al lugar en el que me corresponde estar.  Veremos si me gusta. 

Al final , todo se coloca...

Sin más...

No tengo más porque no me haría feliz.. 

La felicidad siempre implica sentir cierto terremoto vital. 

Si realmente quisiera me lo montaría, me lo compondría, me enfocaría... 

Pero la mínima vibración... no suele compensarme... 

Las veces que sí , que no pude evitarlo, compensaba la ligera incomodidad
Que me producía...que me produjo. 

No me parece mal. 

Renunciar a la calma a cambio de felicidad. Parece un trato justo. Equilibrado. Es raro , difícil, para mi alcanzar ese estado, ese equilibrio , lo sé. Sin más. 

No (me) ha ocurrido (coincidido) demasiadas veces.

 Como debe ser, supongo...

Sin más.